A veces yo me pregunto...




Vengo regresando de viaje, fui con un grupo de colegas de mi negocio a conocer una empresa de California que ofrece consultoría para la construcción hospitales de alta especialidad. Regreso admirado y sorprendido de lo que he aprendido en este viaje.

Lo que mejor impresión me dio es la manera como trabajan en equipo, más allá de las condiciones que tienen para hacer su trabajo que algunas veces sobrepasa lo que nosotros tenemos a nuestro alcance, es la manera como están dispuestos a realizar su trabajo en equipo, sólo por el gusto de hacer el trabajo en conjunto; es como si hubieran nacido sabiendo que las posibilidades son mucho mayores si se trabaja en equipo.

Me pregunto, ¿Cuál es herencia que estamos pagando los latinoamericanos que nos hace que nos veamos unos a otros como unos desconocidos, dignos de toda nuestra desconfianza?, tal vez nuestros ancestros prehispánicos abusaron de la grandeza de sus tiempos y molestaron tanto a los Dioses; que ahora nos tienen bebiendo este trago amargo de desconfianza, que nos confunde y nos hace creer cosas que no son ciertas, llenándonos de miedo y alejándonos de la consciencia, de la libertad, del progreso.

No me refiero al progreso del dinero, me refiero al progreso donde todos caminemos como hermanos en la construcción de mejores condiciones para todos los de nuestro género, para la tierra; donde seguramente no necesitaremos grandes lujos, ni exaltaremos como hasta ahora lo hemos hecho a la consciencia individual, esaaa,… que nos hace ver como rivales a quienes pudieran ser nuestros grandes compañeros del camino.

¿También me pregunto? ¿Por qué me pregunto… todo esto que me pregunto?,… Que no será que los Dioses ya no están tan enojados con todos nosotros y de a poco han ido dejando en el aire algo de la consciencia que se llevaron cuando los molestamos tanto y por eso ahora podemos soñar con un mejor lugar para los latinoamericanos, un lugar donde la pobreza quede fueras de nuestro entorno, donde todos estemos unidos simplemente por las ganas de querer estarlo, donde hagamos volar nuestro continente al cielo y con ello podamos jalar al resto de los habitantes de este hermoso planeta, atrapado por ahora entre las cadenas de la ambición y la soledad.

Han quedado atrás los tiempos en que volteábamos al pasado lamiéndonos las heridas de nuestra herencia lastimera… ¡Ya no más, hoy simple y sencillamente quiero declararme ciudadano de este continente, mejor aún ciudadano del mundo! Creo que ya es tiempo de estar a la altura de nuestras verdaderas posibilidades como ‘Homos sapiens’ y convertirnos en habitantes del mundo. Habitantes de este hermoso lugar en el que hay cabida para todos los hombres integrados con el reino mineral, el reino vegetal y el reino animal armónicamente.

Este es el momento del cambio, hoy salgo del sendero de la desesperanza, del dolor de los latinos, de los del tercer mundo para buscar nuevos horizontes e ir al encuentro de la tierra prometida, una nueva tierra prometida, esa a la que seguramente llegaremos caminando con el corazón, donde el valor más grande se llame “TODOS”, donde sepamos que todos formamos parte de este increíble universo, con la consciencia para crear, para fluir para la vida,…siempre para la vida.

Hoy anhelo que todos digamos:

¡¡¡Mi país es la tierra y mi bandera el firmamento!!!


Interpretación original Seals & Croft


Ruby Jean and Billie Lee / Seals & Crofts (1973)

Oh Ruby Jean, last night I dreamed I was runnin' somewhere beyond the stars.
I called out to you, and you answered softly.
You are the children's eyes, and I'm the days gone by.
Oh Ruby Jean, it doesn't seem like a long, long time, since we were born again.
Into the dazzling light, uniting black and white.
You are the rich brown earth, and I'm the flowers that grow.


We'll have children (Lua), of the Kingdom (Joshua).
They won't be torn by war, nor will they kill or hate, or hesitate, to love. Justice.
Oh Billie Lee, it's destiny that we meet again, here on this earthly plain.
I'll see all the worlds with you, but you'll have to help me through.
You are the straight and narrow path, and I'm the wayfayer.

Oh Billie Lee, we shall be free in the years to come, to help build the Promised Land.
We'll go where the day springs run, together and live as one.
He is the object of our longing, and we're His creation.
We'll have children (Lua), of the Kingdom (Joshua).
They won't be torn by war, nor will they kill or hate, or hesitate, to love. Justice.

______________________________________________

Oh Ruby Jean, anoche soñé que corría
En algún lugar más allá de las estrellas.
Te llamé y me contestaste suavemente.
Tú eres los ojos de los niños y yo soy los días que se han ido.

Oh Ruby Jean, no parece que ha pasado tanto tiempo
Desde que renacimos en la luz deslumbrante
Que unifica al blanco y al negro.
Tú eres la rica tierra del campo y yo soy las flores que en ella crecen.

Tendremos hijos del reino
Ellos no serán desgarrados por la guerra,
Ni tendrán que matar,
Odiar o vacilar para vivir la justicia y el amor.

Oh Billie Lee, es nuestro destino que nos reencontremos aquí en la tierra.
Entonces contemplaré junto a ti todos los mundos como si fuera la primera vez
Pero tendrás que ayudarme a recorrerlos.
Tú eres el camino recto y estrecho, yo soy el caminante.

Oh Billie Lee en los años venideros tendremos que alcanzar la libertad
Para ayudar a construir la Tierra Prometida.
Iremos juntos donde nacen los días de primavera y viviremos como uno solo.
Él es nuestro anhelo y nosotros somos su creación.

Tendremos hijos del reino,
Ellos no serán desgarrados por la guerra,
Ni tendrán que matar,
Odiar o vacilar para vivir la justicia y el amor.

1 comentarios:

  1. Anónimo says

    Un comentario que me vino a la mente; en estados unidos en cada cuestionario de información personal siempre te preguntan RAZA:? , a lo cual, una vez un amigo escribio: HUMANO.

    Saludos Inge Gasta.
    Antonio Becerril