27 dic. 2010

El brindis de fin de año…


Viviendo la urgencia de Diciembre, corriendo por la cobranza que como casi todos los años no acaba de llegar, juntando de donde sea para pagar los aguinaldos, sin darme cuenta… llegó la fecha de nuestra fiesta de fin de año.

Todos los años había estado renuente a la hora del brindis, nunca pasaba de brindar por una feliz Navidad y un prospero año nuevo. Pero este, por el año tan intenso que vivimos en el negocio y en el país, las cosas fueron diferentes…


19 dic. 2010

El tintero y la fonda de Don Carlos...


Por la prisa del tiempo y la inconsciencia de lo importante, sin darme cuenta he dejado abierto el tintero y… la tinta se ha llenado de grumos, atorando las ideas entre el papel y la pluma; rompiendo la comunicación entre la sensibilidad y la razón. Y ahora estoy aquí atrapado con los pensamientos, quitando los grumos a las ideas tratando de encontrar las reflexiones; las que me hacen soñar en un mundo mejor, las que algunas veces me hacen sentir que la libertad no está tan lejos.

En fin… está semana tuve la oportunidad de ir a comer con un amigo que me está ofreciendo un terreno, el motivo de la reunión era ver si nos poníamos de acuerdo en el precio y las condiciones de venta. Rompiendo con la formalidad que normalmente se da en este tipo de negociaciones… nos fuimos a comer a la fonda de Don Carlos; un carro improvisado con dos grandes anafres nos dieron la bienvenida. Nos sentamos en la parte intermedia del negocio, en una mesa de lámina y unas sillas de plástico rojas, en medio de cartelones fosforescentes con todo el menú y por supuesto los precios.

Ese día por ser miércoles nos tocó comer sopa de hongos, pedimos unas quesadillas de flor de calabaza, huitlacoche y de médula, unas gordas de chicharon, de haba y dos cervezas de cada lado de la mesa. Como el lugar estaba un poco incomodo el postre y el digestivo lo tomamos en una cantina en el centro de la ciudad, que por el estado en que se encontraba me dio la impresión que abrió sus puertas en la época de la colonia.

Sin complicarme, sin planear nada, tuve la oportunidad de reencontrarme con el aire de sencillez que se respira en nuestro pueblo. Y me quedo pensando… qué esa sencillez de la que tanto nos quejamos los que tenemos un poco más, no estará más cerca del cielo, no ira mas acorde con lo que el Patrón espera de nosotros.

Por las circunstancias del tiempo y los vientos que corren ahora en nuestro país, creo que debemos de redoblar esfuerzos en el trabajo, empujando porque el progreso llegue a todos los hogares de nuestro pueblo. Sin embargo... para mi la lección de esta semana es que tenemos que fluir más con lo que somos, tenemos mucha necesidad de mejorar las condiciones de vida, pero también debemos tener necesidad de vivir simple, respirando y saboreando la alegría que nos regaló el Jefee a los mexicanos!!!


20 nov. 2010

El sueño que sueñas en la lejana tierra...


Recibí esta carta de Juan mi hermano, es la respuesta al post "Rompiendo con el pasado" ... me ha dejado un boquete en el corazón, derramando el sentimiento...

_____________________________________________


Carnal:

Tengo esta carta perdida entre mis cosas, que debí haberte enviado desde hace algún tiempo, pero que ahora a raíz del día de los muertos y del cercano aniversario de la muerte de nuestro Jefe, te envío...
Esto es lo que yo pienso que él te hubiera dicho... o que mejor dicho; es lo que me dicto para que yo te lo dijera

Un abrazo...



RESPUESTA DE DN. CELE
Con cariño a Jose Chalón a 16 años de su partida...

Querido hijo, este sueño que tú sueñas allá en la lejana tierra…
me llena de nostalgia y alegría, reviviendo ese pedacito de eternidad,
que deje en mi fugaz paso por aquellos rumbos
mas sin embargo ahora estoy aquí presente, en el mismo sitio en donde amé a mi gente.

Hijo, tus reflexiones han llevado a conmoverme, sintiendo un nudo en la garganta…
Remontándome a ese lugar y aquellos tiempos, donde se vivieron intensas aventuras
que sin duda los llevaron a ser parte lo que ustedes son ahora
y que seguramente ocupan un lugar especial en el baúl de sus recuerdos.

Ahí despertó su espíritu inquieto y desbordado, con toda esa magia fabulosa…
que los llevaba a convertir aquella estopa en un furioso y profundo océano encabritado
O de las jaulas de corcho, para custodiar enormes insectos ponzoñosos…
O qué decir de las improvisadas pipas de carburo
O de las azoteas, un territorio secreto e inexplorable
O sus sonoras carcajadas, al volar un vidrio en pedacitos
O su inocente osadía de arriesgarse, para aceptar a un nuevo miembro en la pandilla

Pero sabes…
Aunque ustedes pensaban que nadie los veía
Ahora que estoy en este espacio iluminado…
ya por las tardes cuando el sol se mete
El Gran Patrón sonriendo ha revelado;
que lo tenían chambeando horas extras para cuidar que nada les pasara,
ya que tenía reservado, heredarles la gran misión que a mí me puso…
de transmitir a sus hijos la pasión, por gozar la vida con las cosas simples
con una inquebrantable fe a toda prueba, con un cariño más grande que la tierra

Por eso hijo mío….
En este ir y venir de despertares
Sigue soñando que yo sueño aquí en el cielo


Juan José Gasca


CARTA ORIGINAL...

Estamos remodelando la oficina y por ello estas semanas han transcurrido en medio del ruido penetrante de las pulidoras, del sonido seco que producen las macetas y los marros; de una manera sutil, en menos de tres semanas esto se ha vuelto un caos. Algunas veces, me encuentro frente mi impaciencia y otras tantas con mi deseo incontenible de terminar con esta remodelación que a veces me hace sentir desesperado, y otras feliz al ver cómo se van transformando los espacios de este lugar tan querido.

El polvo ha irrumpido en la oficina como queriendo hacer auditoría; se ha metido en todos los papeles, ha revisado hasta la última póliza, ha invadido todas las mesas y las sillas, buenooo... está en todas las paredes, no sé qué piensa encontrar ahí!!!. Ha buscado en todos mis libros técnicos y los de literatura, y como si eso fuera poco, está en el cabello, las cejas y las pestañas de todos los aquí trabajamos.

Pero… qué maravilla, a cada momento vamos avanzando y le vamos dando la vuelta a este descontrol. La auditoría del polvo casi ha terminado, no sin antes cuestionarlo todo: los papeles que no tiene ningún sentido guardar, los cables viejos que se han quedado encallados en las paredes por el paso de los años y las circunstancias. Cada cosa que encontró ha sido cuestionada, pidiéndonos que nos quedemos sólo con lo necesario.

Ha cuestionado tantas cosas que de pronto… me encuentro platicando con mi pasado, recordando como mi padre tuvo que seccionar este lugar por motivos de supervivencia, poniendo muros que redujeron su Ferretería y con ello su confianza, que por supuesto -y sin que esto sea un reproche- permeó a toda la familia haciéndonos... un poco hippies, un poco rebeldes, muy sensibles, muy conscientes y muy responsables.

Pues bien, hoy todos esos muros han quedado atrás y con ellos se ha ido esta parte de mi pasado que de alguna manera representa la prueba, el fuego templando el acero. Por todo esto y porque el corazón me revienta de emoción, hoy quiero decirte:


Pa, quisiera que soñaras un sueño en el cielo…
Un sueño que te permita venir a la tierra
para que vieras lo que hemos hecho
en tu Ferretería,…en nuestra Ferretería.

Estamos remodelando este lugar y hemos derribado los muros…
esos de los que te has de acordar tanto como yo
o cualquiera de mis hermanos,
esos que atraparon nuestra confianza y nos llenaron de miedo,
haciéndonos sentir tantas veces a la deriva.

Pa, no sé si a ti te pase lo mismo,
pero a mí esto me llena de alegría y sabes pa,
es un poco por mí, pero,… es mucho por ti.

Pasaste tantas angustias luchando por sacarnos adelante,
que ahora que veo este espacio cómo cuando lo construiste
me lleno de alegría y algo en mi corazón me dice:
hemos dejado esto en el pasado.

Ya no tiene ningún sentido recordar lo que vivimos con dolor…
no para mí, y me gustaría que en tu sueño tu pensaras lo mismo…
no para ti, hemos cerrado un ciclo, hemos dejado atrás el pasado.

Pa, quisiera que cuando despiertes de ese sueño,
te sientas lleno de alegría porque esa ya no es más tu carga,
o simplemente... por haber soñado este sueño!!!

14 nov. 2010

El miedo y la soberbia son hermanos... disfrazados


Cuando escribí " Los dejo en buenas manos ", el último párrafo se me perdió entre la tinta y el ruido... y no tuve más remedio que escribir algo provisional. Finalmente apareció entre el sueño y la consciencia, entre la almohada y el frío de la mañana...

Siempre mira de frente todo lo que hay a tu alrededor, tal vez esa sea la solución para volver a hacer este mundo sustentable. El Universo fue creado por el Patrón sin preferencias por nada ni por nadie; esa es la razón por la que todos somos hermanos; lo animal, lo vegetal y lo mineral somos parte de la bendita semejanza que nos une en el Universo; por eso, debes de tratar a todos como hermanos. Mira arriba sólo para contemplar el cielo; ojalá el Patrón se atraviese en tu mirada y tu reflexión. Mira abajo sólo para sentir la tierra y la energía que de ella emana. Y cuando estés contigo, caminando en el silencio… mira tu alma de frente, sin complejos, eres tan grande como todo lo que hay en el Universo!!!

Y ahora, tal vez porque se había perdido, me tiene atrapado, no me deja ir al encuentro de otros párrafos a buscar nuevas reflexiones; y es que nunca había pensado que si todos miráramos de frente a todos, seguramente la mayoría de nuestros grandes problemas, se harían pequeños; no quedaría mucho espacio para la soberbia y el miedo. No tendríamos ningún motivo para pasar sobre otros, ni tampoco habría motivos para dejarnos someter, la igualdad y la consciencia de hermanos reinaría y este mundo de intereses particulares, donde los principales valores se llaman poder y dinero, quedaría suplantado por la hermandad y la confianza.

Cómo podemos resolver el desequilibrio que hemos creado en el mundo, si nuestro corazón esta partido, y muchas veces ni siquiera tenemos consciencia de ello. Cómo podemos remediar el daño que le hemos hecho a la naturaleza, si el alma esta llorando, caminando de la mano del miedo, como si la libertad fuera un castigo; atrapados entre dogmas y promesas que no llevan a otro lugar que no sea la sumisión.

Y los que estamos del otro lado, vamos caminando con el corazón y la soberbia el sendero del poder y el abuso, completamente ciegos e insatisfechos, creyendo que si tenemos más encontraremos la felicidad. Cada vez más solos, cada vez más insatisfechos, cada vez más violentos; como si los demás tuvieran la culpa de nuestra debilidad, de haber bebido la copa de la soberbia.

Sin importar en que lado estemos, hagámonos amigos del silencio y la reflexión, y en el fondo del corazón démonos la oportunidad de soñar sin prejuicios... rompamos con el miedo, la soberbia y todo lo que nos hace vernos como extraños. Dejemos de poner pretextos, encontremos el verdadero fondo del deterioro y salgamos al encuentro de nosotros mismos, para encontrar el camino hacia la paz.

28 oct. 2010

Teckio software…orgullosamente mexicano!!!


Hace cuatro meses decidimos que ya era tiempo de que el sistema que desarrollamos para administrar la constructora, saliera al mercado. A partir de ese momento el trabajo se vino todo junto, algunas veces haciéndonos sentir asfixiados por la presión y el tiempo. Cada vez estábamos más cerca del lanzamiento, la expo CIHAC.

Con el apoyo de todos los miembros del equipo nos dimos a la tarea de cambiarle la imagen al sistema para que fuera muy fácil de usar; rediseñamos todas las pantallas, los menús, aprendimos cómo se hacen los menús tipo office, hicimos el rediseño de todos los íconos del programa. Contratamos el stand para la expo y después de explorar varias opciones decidimos que la mejor opción para fabricar el stand éramos nosotros…

En fin, el trabajo se vino en demasía… con la presión, los gritos y la ilusión llegamos a la expo a presentar nuestro producto. Aunque llegamos con mucha esperanza a esta feria, al inicio de la jornada del primer día… estábamos todos al fondo del stand, llenos de dudas sobre lo que podría impactar nuestro producto en la feria más importante de América latina… todos atrás, platicando con el miedo, sin saber qué hacer. Hasta que Ariadna nuestra edecán, rompió el silencio, salió al pasillo y abordó a un asistente; a él le expuso alguna de las bondades de nuestro programa y a nosotros como se debía presentar el sistema a los posibles clientes en una feria de esta envergadura.

Poco a poco fuimos ganando terreno, poco a poco el miedo y las dudas fueron dejando nuestro stand…fuimos dándonos cuenta que no estamos nada lejos de los que ya tienen sus desarrollos más de dos décadas en el mercado, incluso, nos dimos cuenta que en muchas cosas nuestro producto es bastante superior al de nuestra competencia.

Sin hacer mucho ruido, empezamos a subir la montaña de los desarrollos tecnológicos y aunque realmente subimos poco, fue suficiente para ver que existen muchas posibilidades en ese mercado, aprendimos que los grandes no son tan grandes o por lo menos que no están tan lejos... si la voluntad, el trabajo en equipo y la mano del jefe están con nosotros. Aprendimos que podemos competir no sólo en el mercado nacional, sino en el mundial; que ya es tiempo de pisar fuerte y mirar al cielo… para ver qué estrella se nos atraviesa por el camino.

Recibimos tantas lecciones… pero la lección más grande de esta aventura; es ver como el Jefe nos ha ido permitiendo avanzar en esta locura – porque no se le puede llamar de otra manera - abriéndonos puertas que hace tan sólo unos meses pensábamos que eran imposibles de abrir, enseñándonos la pradera con todas sus bondades y por supuesto… la promesa de mejores tiempos para esta tierra!!!

10 oct. 2010

Los dejo en buenas manos...las suyas


Pasó un poco más de un año para que nuestra familia se juntara, fuimos a España a la boda civil de nuestro hijo Israel. Vinimos de regreso a casa un poco cansados de todo el ajetreo; el viaje, las caminatas que a mis pies les parecían interminables, de los guías de turistas queriendo encontrar historia en cada piedra de cada esquina; como si no fuera evidente la grandeza del continente al caminar en silencio...

Sorprendidos de ver cómo nuestros hijos están empezando a tomar su camino y saber que no hay nada absolutamente nada que pueda detenerlos en su encuentro con el destino; yendo de la mano de los sueños o como decía Gibran, de los anhelos de la vida.

Ahora... nos damos cuenta que sólo nos quedamos con lo vivido y con la alegría de dejarlos en buenas manos...las suyas. No tenemos más que darle gracias al Jefe; por habernos dado la oportunidad de caminar con ellos abriéndoles brecha, preparándolos para ir al encuentro de lo soñado.

Y me quedo pensando... qué puedo decirle a mis hijos que no suene trillado, o por lo menos no tanto, que no huela a viejo, que no atente contra su libertad!!! Que ayude cuando el silencio se apodere del espacio y los deje solos, sin nadie que rompa eso más que la consciencia propia...

Querido hija/o, el Jefee nos ha dado la oportunidad de coincidir en el tiempo y en este hermoso lugar, nos ha dejado compartir y aprender juntos algunas de las cosas que ahora sabemos. Ahora tus pisadas se han vuelto fuertes y es tiempo de impregnar tu huella en el espacio.

El tiempo de emprender está tocando la puerta, atiéndelo, sal al encuentro de los sueños y lucha siempre porque se hagan materia, no dejes nada para mañana. Siempre ten presente... que tu fortaleza no es lo que ya hiciste, sino tu capacidad de seguir creando. Y si tus proyectos quisieras compartirlos o necesitaras apoyo, no dudes en buscarnos... si la fuerza alcanza cuenta con nosotros, es más fácil levantar el vuelo trabajando en equipo.

Cuando sientas que los vientos soplan tan fuerte que pueden romper tu barca, toma bien los remos y no pares, rema con todo tu corazón y no te detengas, aunque la tormenta indique lo contrario no te detengas, son las pruebas que nos manda el Jefe para hacernos más fuertes. Y cuando eso suceda... no olvides que en casa siempre habrá lugar para tomar un respiro y consuelo; para retomar el camino con la fuerza necesaria para ir adelante... sin duda esos tiempos algún día se quedarán atrás.

Recuerda que éxito no es llegar a la cima, sino la pasión con la que vives cada momento para llegar a ella, el Señor es el que decide el tiempo de alcanzar la cumbre, por ello... es que no importa lo que hayas vivido o donde te encuentres, siempre es un buen momento para ir adelante, sólo pon lo mejor de tu corazón.

Busca relacionarte con gente compatible con los sueños, el espíritu es sensible y suele contaminarse sin mucha dificultad. Por las condiciones del tiempo, es fácil que el viento lleve a tu puerta tentaciones de buen aspecto, que pueden ir contra la naturaleza de los anhelos. Ten cuidado con eso… la respuesta a tus inquietudes siempre la encontrarás en el silencio.

Siempre mira de frente todo lo que hay a tu alrededor, tal vez esa sea la solución para volver a hacer este mundo sustentable. El Universo fue creado por el Patrón sin preferencias por nada ni por nadie; esa es la razón por la que todos somos hermanos; lo animal, lo vegetal y lo mineral somos parte de la bendita semejanza que nos une en el Universo; por eso, debes de tratar a todos como hermanos. Mira arriba sólo para contemplar el cielo; ojalá el Patrón se atraviese en tu mirada y tu reflexión. Mira abajo sólo para sentir la tierra y la energía que de ella emana. Y cuando estés contigo, caminando en el silencio… mira tu alma de frente, sin complejos, eres tan grande como todo lo que hay en el Universo!!!

Bueno… te deseo que el Patrón siempre vaya contigo, que tu camino este lleno de alegrías y que tus sueños se hagan materia.

Tu viejo

12 sept. 2010

Redes de progreso que transformen el mundo...


Escuchemos ideas y exploremos posibilidades, sin importar la ropa que traigan puesta...

Hace unos años… cuando la credibilidad se distanció de mi terquedad y dejó de venir por estos rumbos, recibí una lección de un amigo, a quien le gusta ayudar a sus amigos, al tenderme la mano e integrarme a la construcción de un desarrollo, que hoy es el más importante de toda el área. Sin saberlo ni él ni yo, con su actitud estaba creando una red de progreso; que con el paso de los años ha ido tomando forma y cada vez se siente con más fuerza; como un volcán juntando energía para salir al mundo, a sorprendernos con su belleza y majestuosidad.

Esta semana yendo con otro amigo que también es mi socio – que algunas veces es un pan y otras tantas un toro de lidia de los más bravos eeehhh!!! – a visitar un negocio que nos ofrecen, me hacía caer en la cuenta de lo que estamos haciendo y que por la prisa del tiempo, no nos damos cuenta. Me decía… está fórmula que hemos adoptado de ayudar a gente brillante que está en problemas, genera mucha sinergia e impregna el ambiente de muy buena vibra, debemos de seguir en ese camino para promover el progreso.

Y es que en un periodo realmente corto, hemos aprendido a escuchar ideas sin importar la ropa que traigan puesta, hemos buscado oportunidades dejando de lado los prejuicios, hemos descubierto que no todos los que tienen problemas económicos son flojos o lerdos; que hay muchísima capacidad en ese medio. Y eso… nos ha dado la oportunidad de ir encontrando tanto talento, que no dejo de sorprenderme; viendo cómo se va juntando la energía con la promesa de un mundo nuevo.

Aunque ya no quiero detenerme en las cosas que no son positivas, es necesario decir que nunca falta alguien que se quiera subir al barco sin traer sus remos, debemos estar alertas para descubrir a quien quiere colgarse del trabajo ajeno y sólo pretende su beneficio. Tenemos que sacarlo del grupo sin miramientos, tenemos que ser astutos para no contaminar al equipo. Simplemente como decía San Pablo; el que no trabaja no come!!!

Nuestra gran oportunidad de hacer un cambio es a través del trabajo en grupo, estoy convencido que la suma de los talentos trabajando en equipo, genera muchísimo más que los talentos trabajando individualmente. Pero si además de eso, acomodamos los talentos en el lugar correcto, se genera una bomba de energía holística que sin duda, algún día detonará en toda la población. Por eso, todos debemos de estar atentos para encontrar y hacer sinergia con los talentos.

Qué pasará cuando se produzca el encuentro inevitable de estos grupos de energía holística, se generarán redes de progreso, que se potenciarán de tal manera que no habrá nada que pueda impedir el progreso del país, el progreso del mundo latino, el progreso de los continentes como hermanos; fundiendo los estratos sociales, fundiendo los colores de la piel, creando una sola raza…la raza humana!!!

29 ago. 2010

Agobiado por el trabajo, la tecnología y los sueños…


Fotografía: Eleazar 'Caps' Briseño

Después de algunas semanas en donde el trabajo - seguramente por el exceso - se ha ido convirtiendo en una carga, de una manera inesperada el cuerpo ha protestado, manifestándome su descontento con unas agruras que me han hecho perder el paso. Tirándome unos días, cuestionando mis jerarquías y mi terquedad.

Y es que cuando no sientes el peso de la enfermedad, piensas que esos vientos nunca pasarán por tus rumbos, que vas a poder aguantar la presión del trabajo y que la máquina no se va a sentir cansada. Ahora me doy cuenta que no es así, que tenemos que respetar los horarios, del trabajo y del organismo.

Pero… cómo poder respetar los horarios cuando a cada instante veo pasar la indiferencia; burlándose de mí porque pareciera que ninguno tenemos la intención de hacerle frente. Cómo respetar los horarios si a cada momento veo que la injusticia va ganando terreno como un terrateniente; dejándole la peor parte al pueblo, combinando la fuerza y la ignorancia; creando una mezcla terrible de deterioro. Como respetar los horarios cuando el pueblo se ha quedado dormido, roncando con lamentos, sumidos en el sueño de la cobardía.

Por ello, es que estamos trabajando en varios proyectos que sueñan con convertir a este país, aunque sea un poco, en un mejor lugar para todos; donde los sueños y la realidad se encuentren en el trabajo, donde las palabras llenas de retórica e intereses personales se pierdan en el aire y el tiempo, y no regresen más a confundir al pueblo.

Estamos trabajando en un proyecto ecológico, que sin duda ayudará a frenar el deterioro de este planeta; reciclando el papel y el agua, creando productos reciclados que evitarán la deforestación de muchas hectáreas. Estamos por lanzar al mercado un sistema integral de cómputo para la construcción ( ERP ) que contribuirá a que muchas empresas de México y América, mejoren sus procedimientos, optimicen sus recursos, contaminen menos, se vuelvan más eficientes. Estamos desarrollando una plataforma en la nube ( Internet ) que permita a través del pensamiento, crear redes de conciencia, conocimiento, cultura, acción y progreso. Estamos trabajando en un proyecto de factura electrónica con las mejores condiciones para la parte baja de la pirámide de los negocios en nuestro país.

Aunque sólo soy un engrane de este gran trabajo, la presión me ha puesto contra las cuerdas, se han juntado la chamba y las agruras para confundirme sobre los tiempos de estos hermosos proyectos… sé que tenemos que cuidar la salud de todos los que trabajamos en estas empresas, pero no vamos a bajar la guardia y vamos a seguir empujando hasta la materialización de estos sueños.

15 ago. 2010

Buscando un lugar seguro para vivir...


Hace unos días tuve la oportunidad de ir a Monterrey, he regresado sorprendido de ver como algunas de las personas con las que estuve conviviendo se sienten sumergidas en la inseguridad; como presos sin reja, resignados a su suerte, sin esperanza, con el viento de la represalia sobre sus gargantas, ahogando su voz y su corazón.

Poco a poco hemos ido aprendiendo a quedarnos callados, hemos dejado que el miedo tome nuestros corazones inmovilizándonos, como conejos al final del camino con la linterna sobre nuestros ojos; temblando de miedo, a merced de la voluntad del cazador.

Alguien me decía que tal vez lo mejor sería buscar un lugar más seguro fuera de aquí… pero a donde vamos – le comenté - si la mayor parte del mundo se encuentra al borde del colapso, caminando entre la inconsciencia, la ceguera y la dependencia a sus gobernantes; fingiendo que no pasa nada, que la violencia no es nuestra responsabilidad, que el hambre nada tiene que ver con nosotros. Pareciera que la mejor opción es buscar un lugar fuera de este hermoso planeta!!!

Le comentaba…qué le podría pasar al país si todos los que tenemos un poco más de conocimiento o autoridad, saliéramos corriendo de aquí. Seguramente en muy poco tiempo esto se volvería tierra de nadie; la anarquía y el desorden reinarían por esta tierra, como aun no nos hemos imaginado.

Con toda seguridad lo que estamos viviendo es el resultado de lo que hemos dejado de hacer, es el resultado de quedarnos sentados; cuando vemos como la injusticia pasa corriendo de un lado a otro del país, cuando vemos que nuestros bosques son talados y no hacemos nada. Esta es la cosecha de lo que hemos sembrado con nuestro silencio y sumisión, no queda más que reconocer que somos responsables de lo que le está pasando a nuestra tierra.

Yo pienso que es el tiempo de quedarnos aquí, pero no quedarnos aquí para ver como el miedo va tomando y destrozando todo – incluso los corazones - como un huracán rompiendo los diques, inundando de cobardía a todo el pueblo. Es el tiempo de quedarnos y organizarnos para que la estabilidad y la calma regresen a nuestra tierra; organicémonos entre los vecinos, hagamos redes entre las cuadras e intentemos a juntar colonias; y cerrémosle el paso a la cobardía, para impedir que el chantaje forme parte de nuestras vidas. Lo que está sucediendo en Monterrey y en tantos lugares de nuestro querido México; es responsabilidad de todos los mexicanos, dejemos de cerrar los ojos y hagamos un frente común en donde sumemos la poca fuerza de cada uno; convirtiéndonos en un mazo de dignidad tan grande que nadie pueda detenerlo!!!


8 ago. 2010

El día que el Patrón me bajó la canasta…


Hace unos años, intentando hacer un desarrollo para internet… en un simple abrir y cerrar de ojos las cosas se salieron de control y sin darme cuenta todo se volvió cuesta arriba; quede atrapado en la incertidumbre, caminando en medio del descontrol y la angustia. La confianza se escapo de mi corazón y tuve que caminar sin ella un buen rato; confundido, sin encontrar una explicación clara de lo que estaba pasando.

Como siempre pasa cuando las cosas se ponen difíciles, me fui quedando solo, paso a paso todos fueron abandonando el barco hasta que prácticamente me quede solo con mi familia, viendo como mi barco se convertía en balsa, a la deriva del viento y las circunstancias; remando sin saber a dónde, simplemente remando tratando de salir de ese remolino de desesperación, tratando de alcanzar un pedazo de tierra para descansar un poco…aunque fuera un poco para tomar fuerza.

Y ya solo… bueno nunca me quede solo; la angustia se volvió mi compañera, platicando conmigo hasta en mis horas de sueño, haciéndome sentir cada vez más frágil. Algunas veces haciéndome creer que el Señor me había dado la espalda; confundiendo mi fe. Buscando hasta en los horóscopos una señal de luz, una señal de que los tiempos difíciles estaban por terminar, intentando encontrar la luz en el fondo del túnel.

En fin... así camine un tiempo, trabajando doce o más horas al día, tratando romper con los problemas y las complicaciones, que venían al negocio casi todos los días con algún reclamo.

Pero un día, un lunes para ser preciso… al salir de mi casa cruzando el patio central voltee a ver el cuadro de la virgen de Guadalupe que tenemos en un nicho y le dije de pasada…

Ahí te encargo que le digas al Jefee porque ahora sí, las cosas están de la chingadaa!!!

y riéndome salí de la casa pensando en lo irreverente que era… cuando llegue a la oficina al estar abriendo la puerta, escuche que el teléfono estaba sonando, como pude abrí la puerta y corrí a contestar… era la llamada de un amigo pidiéndome que le construyera una nave lo suficientemente grande para empezar a salir de la crisis.

En verdad, yo no sé si haya sido casualidad o causalidad, lo que sí sé es; que el día que pedí ayuda sabiendo que las cosas ya no estaban en mis manos sino en las del Patrón, el día que pedí sin exigir nada… ese día las cosas empezaron a cambiar. La mano de mis amigos y hermanos empezaron a estar cada vez más cerca; ayudándome a salir del hoyo en el que me encontraba; apoyándome con su dinero y con sus palabras; confiando en mí sin pedir explicación, ayudándome a levantar como nunca lo hubiera podido imaginar.

Ahora, al paso de los años, en los que este trago amargo se ha diluido en mi corazón y del dolor sólo han quedado las marcas, me pongo a pensar y digo:

Qué no será más fácil caminar sabiendo que sólo somos parte del Señor, qué no será más fácil tomarnos de su mano e ir a donde quiera llevarnos; confiando, sin querer que las cosas sucedan cuando lo deseamos, sólo porque no nos gusta sufrir. Qué no será más fácil regresar a dar gracias de todo lo que tenemos en vez de pedir por lo que nos falta, qué no será más fácil cambiar la soberbia y el miedo, por la fe y la confianza...


31 jul. 2010

Hagamos que los sueños se hagan materia...


Inmerso en la reflexión… atrapado entre las cosas creativas y los problemas del día a día, voy de regreso a casa después de un día de trabajo arduo. Sin saber como… los pensamientos se encuentran con el ascenso económico de Bill Gates; cómo se pudo encumbrar en tan poco tiempo, partiendo de nada?. No tengo dudas de que pudo subir hasta lo más alto porque siempre creyó que eso era posible; aun cuando al inicio sólo tenía un par de computadoras y una cochera para trabajar.

Pero los pensamientos no han quedado conformes con esa reflexión y han seguido rondando por donde camino; persiguiéndome, cuestionándome… si Bill Gates pudo hacer eso con un puñado de gentes, ¿por qué nosotros como nación, como continente, como planeta no podemos hacer lo mismo?

Por supuesto que podemos, por supuesto podemos alcanzar lo que queramos, si nos aferramos a nuestros sueños; juntos, siempre juntos y de la mano de Jefee!!! Aunque sé que siempre es muy aventurado asomar la cabeza, levantar la vista para ver el horizonte y gritar lo que pienso… esta vez no me voy a detener a escuchar las críticas, hoy salgo al encuentro de los sueños para convertirme en un promotor de un mundo mejor; un lugar de trabajo, disciplina donde los anhelos siempre se puedan hacer materia, un lugar donde reine la conciencia colectiva, donde un trozo de pan esté al alcance del más humilde habitante de este maravilloso lugar.

Ya tenemos dos años trabajando en el desarrollo de una red social de pensamiento, y a medida que hemos explorado las posibilidades de este maravilloso proyecto, de una manera natural, hemos ido encontrando nuevas vetas en esta mina de innovación que nos han llevado por senderos inimaginables; abriéndonos los ojos, promoviendo la creatividad, haciéndonos sentir que los sueños son materia, trabajo y disciplina.

Por todo eso que digo, este proyecto que será lanzado en Septiembre con motivo del Bicentenario, ha crecido a una red de pensamiento, conocimiento y acción. Y si como esperamos, es del agrado del Jefe y esto funciona - no veo porque no, si el es el dueño de la mina - crecerá a una red social de educación e incubadora de proyectos. Me imagino y no puedo dejar de hacerlo… qué pasaría si esta red se derrama en la sociedad como el mar en la playa, convirtiéndose en promotora de la libertad de pensamiento, en una red que pudiera llevar educación a cualquier lugar; al sureste mexicano o a cualquier tribu abandonada de África. Qué pasaría si nos convirtiéramos en promotores de los proyectos de la gente brillante que no tiene dinero para llevarlos a cabo. Con toda seguridad esto ayudaría al desarrollo sustentable de este planeta.

Yo estoy convencido que el cambio de este lugar no va a venir de ningún gobierno, ni del mundo empresarial, el cambio debe forjarse en la sociedad en el servicio; todos debemos aportar un poco y en menos de lo que pensamos el cambio estará dado. Caminemos sabedores de que somos responsables de lo que hacemos y de lo que dejamos que se evapore en el aire, liberemos nuestros miedos y hagamos que los sueños se hagan materia!!!


17 jul. 2010

Pasando el cuarto de las ratas estaba el club...



A todos los miembros del club:

En medio de una reunión familiar, los recuerdos invadieron el lugar como si hubieran sido invitados, regresándonos en el tiempo a disfrutar algunas de las inolvidables cosas de nuestra infancia...

En frente de los portales, en el centro de la ciudad estaba ubicada nuestra casa, era una casa vieja del siglo XIX, un lugar muy grande… bueno, al menos eso era lo que pensaba cuando era niño. En la planta baja había un pasillo muy ancho que tenía una espuela de tren que dividía los mostradores de los negocios de mi papá y el abuelo; una ferretería que para mí era la más grande de nuestra pequeña ciudad, y por el otro lado, estaba la distribuidora de la cervecería Moctezuma. En la parte trasera estaban las bodegas de los dos negocios que alguna vez fueron caballerizas; donde según todos los empleados... en las noches espantaban!!!

En la planta alta vivíamos las dos familias, divididos por un patio central, donde pasamos una buena parte de nuestra infancia andando en bici, jugando futbol y por supuesto rompiendo vidrios; la única cosa que podía terminar de golpe nuestra diversión para salir huyendo de los gritos de la GESTAPO...
riéndonos, echándonos todos la culpa, corriendo en cualquier dirección en busca de un lugar seguro.


En la parte trasera, estaba el patio de los guajolotes
en medio de cuartos abandonados en su mayoría; que durante muchos años habían servido de cuartos de trebejos y que con el paso del tiempo se convirtieron en un verdadero lugar de diversión, investigación y creatividad de los niños que por ahí pasamos.

Me imagino, que por el abandono en que se encontraba esa parte de la casa, de una manera natural ese lugar se convirtió en nuestro territorio, nadie podía pasar por el cuarto de las ratas para llegar a nuestro club – que se encontraba en la azotea – sin la autorización de todos los miembros. Para pertenecer al club, tenías que ser amigo de algún miembro de la familia y pasar la prueba; que no era otra cosa que meterte a un tinaco vacio e irlo rodando por toda la azotea hasta que la mayoría decidía que ya era suficiente.

En el club… aprendimos a jugar libres, a divertirnos sin complicarnos, teníamos un lugar con mil cosas que los adultos decían que ya no servían; una cortina de conchas que un tiempo fue la entrada de nuestro club, una colección de botellas de vino viejas que algunas veces las usamos para jugar tiro al blanco, mil cajones de madera con los que construimos nuestro club, cajas de pintura vieja con las que peleábamos con nuestros vecinos de la Escuela de Artes. Teníamos una colección de revistas con viejas encueradas que escondiamos en el cielo raso y una trampa de acceso - una cubeta con agua - por si alguien intentaba invadir nuestro club. Si nos faltaba alguna herramienta para inventar lo que fuera, teniamos la ferretería; con un corcho de cilindro, un palo de paleta y un pedazo de carburo; aprendimos a fumar en pipa. Del otro lado teníamos una bodega con cartones de cerveza; por si la tarde estaba aburrida y se nos antojaba echar una cervecita.

Aprendimos a cazar ratas con un anzuelo, una jareta y un pedazo de salchicha. También a atrapar guajolotes como Daktari lo hacía en su programa con las avestruces, aunque nunca aprendimos a soltarlos. Aprendimos a correr en las cornisas, a bajarnos de la azotea por un tubo de respiración de aire de medio metro de diámetro. Desde la azotea; a pegarle con cerbatanas y chochos al bolero de los portales y a verle las piernas a las niñas que pasaban en coche con su minifalda; también aprendimos que algunas veces una buena nalgada de mi padre, bien valía la pena.

Ahora, esta aventura se ha vuelto sólo recuerdo y reflexionando cómo salimos ilesos y nunca nos pasó nada más que una descalabrada o un clavo viejo enterrado; no tengo duda que el JEFEE era parte del club o al menos le gustaba nuestras reuniones y todos los viernes venía a cuidarnos y a reírse con nosotros…a disfrutar de las locuras y amistad de todos los miembros de nuestro querido club.



4 jul. 2010

El futbol y la idiosincracia de los latinos


Después de casi un mes de mundial de futbol, atrapado entre la mercadotecnia y la alta resolución, me la he pasado pegándole de gritos a la televisión. Pero como dice el anuncio… ya los extraño, la moto y yo ya los extrañamos.

Que grandes lecciones hemos recibido los latinos en este torneo, lecciones que tenemos a la mano en las actividades de nuestros países, que pasan desapercibidas en el correr de los días, pero…ahora que ahora se vuelven tan evidentes en este evento mundial.

El caso de Aguirre es una de las cosas que más me ha impactado. Cómo es posible que hayamos permitido los mexicanos que este títere de entrenador, amigo de la necedad y soberbia, haya llegado tan lejos. No puedo entender cómo alguien que se expresa mal de nuestro país - diciéndonos jodidos – haya sido nuestro abanderado. Nadie puede llegar lejos con algo que no ama, y evidentemente este era su caso; aunque haya hecho un spot diciendo lo contrario y otro tomándose de la mano de mucha gente… como si eso fuera suficiente para sacar del rezago a nuestro país. Se requiere mucho más que hablar con groserías y decir manooo, para ser líder y convertirse en promotor del cambio.

Otro caso es Maradona… atrapado en su pasado, rindiéndole culto a la imagen de lo que fue, sin entender el tiempo ni el progreso. Queriendo dirigir el destino de lo que para mí es el mejor equipo del mundo con besos... aaahhh eso siii, a la entrada del juego y la hora de los cambios!!!. Sin idea, sin voltear a ver a nadie más que al espejo, a ver sus cabellos y barba pintada, pero sobre todo a su soberbia, esa que ahora los ha marginado del mundial.

Pero… la verdadera responsabilidad de este fracaso no es de Maradona, es del pueblo argentino que se ha dejado seducir ante lo que alguna vez fue el mejor jugador del mundo, bebiendo la copa de la soberbia y perdiendo en el camino la humildad. Ha llegado el tiempo de colgar los trofeos y la soberbia de Maradona en el aparador, dejarlo de idolatrar y salir a la conquista de otros horizontes. Tienen la mejor cantera del mundo, pero eso no es suficiente para obtener un campeonato, se necesita disciplina, trabajo en equipo, pero sobre todo humildad, mucha humildad.

Finalmente Dunga… decidió renunciar a la esencia de lo que son los brasileños, no sólo en el futbol, sino a la esencia del pueblo; de vivir la vida con alegría, sin complicarse, de disfrutar, de la amistad, de la fiesta. Decidió que ya no era conveniente expresar lo que son los brasileños, tristemente prefirió cambiar; orden por alegría, fuerza por destreza y ahí están los resultados.

Del otro lado tenemos a Alemania, que sin tener los recursos de las selecciones de Sudamérica, han decidido ser fieles a su tradición; el trabajo en equipo es lo más importante, la estrella del equipo se llaman todos, el orden y la disciplina son su mejor herramienta. Todo el país alineado con el equipo, desde Ballack que no pudo jugar por lesión hasta la canciller Angela Merkel. Es como si supieran que la victoria es sólo una consecuencia del trabajo, se puede ganar o perder, pero siempre con la misma actitud, yendo hacia adelante.

Es el tiempo de voltear hacia adentro y hacernos responsables de lo que hacemos o permitimos. De nosotros depende salir adelante, de nosotros depende no encumbrar a estos líderes de barro sin identidad, títeres de los intereses particulares; que nos quieren hacer creer que los saltos cuánticos son posibles y que sin trabajo se puede ganar, que con corrupción se puede levantar la copa. No les echemos la culpa a nuestros entrenadores, nosotros les permitimos hacer lo que hicieron. Aprendamos a trabajar en equipo y a caminar siempre de frenteee!!!


29 may. 2010

El Hospital Iztapalapa… orgullosamente mexicano!!!


La semana pasada fue la inauguración del hospital Iztapalapa, tuvimos la oportunidad de participar en la construcción de la primera etapa del hospital de alta especialidad en una de las zonas más pobres de la capital mexicana. Se encuentra localizado en la Av. Iztapalapa, en medio de las carencias y los negocios de partes para coches de muy dudosa reputación; hemos construido la primera etapa de lo que considero, sin duda será el más bonito y funcional de la ciudad de México.

Hace ocho meses iniciamos con esta aventura, donde la mayoría de los involucrados tenían muy pocas expectativas de lo que podríamos construir; pensaban que por nuestra poca experiencia en la construcción de hospitales el resultado no sería el mejor. Sin embargo, entre las dudas, el trabajo en equipo y la creatividad en el diseño; fuimos ganando terreno, poco a poco fuimos convirtiendo las dudas en confianza y las cosas empezaron a caminar en el sentido correcto.

Es asombroso ver como se fueron conjuntando todos los elementos y cada quien se fue acomodando en su lugar, generando sinergias verdaderamente admirables. El diseño sin complejos, rompiendo paradigmas; también los hospitales para la gente humilde pueden ser bellos y dignos. La construcción puede hacerse en equipo, sin importar en qué lado del trabajo te encuentres; los constructores, la supervisión, los contratantes, los médicos del antiguo hospital. Todos colaborando para construir el mejor de los hospitales.

Finalmente, en medio de reporteros con su cámara y funcionarios con su bata; la semana pasada fue la inauguración. Hubo comentarios muy motivantes, como el que nos hizo el Subsecretario; este hospital de todos los mexicanos, está al nivel de los hospitales de Estados Unidos, con la pequeña diferencia de que lo construimos con la tercera o cuarta parte del presupuesto americano. Más o menos en ese tenor estuvieron la mayoría de los comentarios de los doctores o funcionarios de salud.

Y bueno este cambio de paradigma en el trabajo en equipo; sin complejos, con creatividad, con orden, con disciplina. ¿No lo podremos hacer que se derrame a toda nuestra sociedad para definitivamente tomar el sendero del progreso? sin quejas, sin lamentos, con ilusión, con confianza.

Yo pienso que si pudimos construir este hospital trabajando juntos, no hay nada, absolutamente nada que no podamos desarrollar en equipo. Para mí el tiempo de cambio de visión en nuestro pueblo está llegando, dejemos de ver lo malo y volteemos la vista a las cosas buenas que suceden en nuestro entorno, confiemos en nosotros, en nuestra creatividad. El cambio está en nuestras manos, sólo en nuestras manos; salgamos sin pretextos al encuentro de un mejor país.


24 may. 2010

Perdóname Señor por irle a los Diablooos!!!


El día de ayer fue la final del futbol mexicano, nunca me había tocado vivir una final con tanta angustia, caminamos al filo de la derrota durante mucho tiempo, inmersos en la incertidumbre; entre las intervenciones del portero, las fallas del rival y seguramente la mano del Jefe. Al final las cosas salieron como esperábamos los aficionados del Toluca y los diablos alcanzamos la gloria.

Que es lo que pasa en nuestro futbol, en el futbol del continente y en la mayoría de las cosas que suceden en nuestros países latinos, que somos capaces de someternos a los intereses particulares; atrapados entre la diversión y la euforia por conseguir un título, dejándonos someter como títeres en una gran carpa de soberbia y ambición.

Es por ello, que pienso que la victoria de ayer de los Diablos no es un asunto menor, no porque hayamos conseguido la victoria de una manera por demás dramática, sino porque lo que estamos celebrando es el premio a la disciplina, a la constancia, al trabajo en equipo sin complejos. No sé donde aprendió todo esto el Deportivo Toluca, pues en medio de este remolino de intereses, donde el principal valor se llama yooo!!!... han sabido salir adelante; viendo de lado a los grandes que no son tan grandes, caminando con orgullo y humildad.

Aunque sé que es completamente irrelevante la victoria, seguramente el día de ayer los Dioses estuvieron del lado de los diablos, tal vez porque no quisieron dejar pasar de largo esta oportunidad para enseñarnos el valor del trabajo en equipo, siempre con la mira puesta en alcanzar el objetivo; paso a paso, sin prisas, siempre de frente.

Y aunque sé que también es completamente irrelevante la derrota, el día de ayer los Dioses también han querido darnos otra lección en la derrota de los Santos. Tal vez han querido enseñarnos (como decía Churchill) que; el éxito consiste en ir de fracaso en fracaso, sin perder el entusiasmo. Por eso no hay que perder el entusiasmo ante la adversidad, es sólo el fuego templando el acero... ya vendrán tiempos mejores.

En medio de la alegría de los que le vamos a los Diablos y la tristeza de los que le van al Santos, está la oportunidad de tomar lo mejor de las lecciones de los Dioses; el trabajo en equipo y el entusiasmo de siempre ir adelante, sin importar si ganamos o perdimos... eso es un asunto que los Dioses deberán decidir; cuando sucederá cada cosa.
La verdadera victoria es salir sin miedo al encuentro de los sueños.


16 may. 2010

Atrapado entre la razón y las letras...


A mi amigo inteligente:

En los últimos años hemos tenido tan poco tiempo para conversar, que ahora que viniste por estos rumbos y recibí tu llamada, me pareció una gran oportunidad para el encuentro. Para comentar en medio de una mesa con un whisky de cada lado; lo vivido. La familia, los negocios, el desarrollo personal y profesional.

Me ha dejado sorprendido tu cultura, has estado hablando de política, de economía, de historia y de negocios. Y absolutamente en todas las áreas tienes tema de conversación, me sorprende como recuerdas las fechas, los acontecimientos, las estrategias para los negocios; es como si caminaras entre las letras y los números en un sendero completamente conocido. Pareciera que desde niño supiste, que la mejor herramienta es el conocimiento.

Y me contabas que tu cultura ha hecho que las personas te vean con respeto, que tu opinión ha ido escalando peldaños en los círculos donde te desenvuelves; caminando seguro, de la mano de tus conocimientos; siempre atento, siempre con la respuesta correcta. Pero…me decías que todo esto te ha aislado, te ha vuelto solitario, las personas te miran de lejos y de alguna u otra forma tu también nos miras con indiferencia; desconfiando, ignorando cualquier opinión. Es como si en la amistad que has hecho con los números y las letras no cupiera nadie más.

Platicamos también de la consciencia colectiva; esa que la mayoría de los habitamos este planeta sabemos muy poco; donde todos somos parte de un todo, dejando de lado el precepto de que; el hombre es el centro del universo y todo lo demás fue puesto a su servicio. Pero ahora me pongo a pensar…¿Qué no esa consciencia colectiva de la que tanto hablamos en medio de whiskies, incluye también a la gente que miras de lejos? ¿Qué no será el tiempo de romper un poco con las letras y los números para salir al encuentro de los que no conocen tanto?

Ese día te noté un poco incomodo cuando trataba de decirte lo que ahora siento, es por eso que he decidido tomar algunas de las letras de las que tu eres amigo y vaciarlas en este espacio, para decirte lo que pienso…

La vida se pasa más rápido que los que nuestros sentidos perciben, el camino es implacable, es por ello que no tenemos mucho tiempo para hacer materia lo que soñamos. Yo creo que está bien que sepas tanto de tantas cosas, pero como Buda le decía a Siddhartha cuando decidió dejar a los Samanas; me sorprende cuan altas y agudas son tus reflexiones, más ten cuidado en no exagerar. No permitas que tus reflexiones te detengan en el camino, confundan tu corazón y te impidan ir adelante.

Para mí este es el tiempo de abrir el corazón de los que saben mucho, como es tu caso y el de tanta gente brillante, para que se vacíe en el conocimiento y de una manera mágica y maravillosa, se convierta en sabiduría. Y a través de la acción se derrame a todo nuestro pueblo, que no es otra cosa que el mundo entero, para romper con la inercia de deterioro y salir al encuentro de un mucho mejor mundo para todos.


Luis Gasca


9 may. 2010

Al encuentro de nuevos caminos



Qué extraño, ahora que tengo el corazón y el alma llenos de energía para escribir la reflexión más convincente, el papel me ha traicionado… ha hecho amistad con la goma, y cada vez que intento que las palabras se fundan con las reflexiones… se burlan de mí, obligándome a detener el lápiz y a retomar las ideas, una y otra vez.

Pero lo que quiero decir hoy, es tan importante para mí, que no tengo más remedio que continuar, aunque sea tropezándome con los pensamientos, para salir al encuentro de las reflexiones; esas que algunas veces nos envuelven con su manto de consciencia, esas que nos ayudan a encontrar el camino.

Casi hemos cumplido doscientos años de que alcanzamos nuestra independencia y nos constituimos como nación, casi hemos cumplido doscientos años que nos unimos y entre palos y picos, cansados del maltrato; salimos al encuentro de nuestra identidad. Sin miedo rompimos con casi trescientos años de vergüenza y alcanzamos la libertad.

Y…quizás este movimiento, este remolino de lucha que se derramo y dio como fruto nuestra Nación, nuestro México, nuestro querido México… nos agotó tanto que no pudimos más, que la consciencia se debilito dejándonos a merced de nuestros miedos; confundiendo nuestra identidad y mestizaje, envueltos en la desconfianza, caminando resentidos. Navegando a la deriva, sin rumbo fijo, siempre con la esperanza de alguien resuelva lo que tenemos que resolver como nación.

Ahora, doscientos años después, sin lugar a dudas ha llegado el tiempo de volver a unirnos como nación; sin palos ni picos, sin líderes que nos confunden y que sólo persiguen su beneficio, dejando atrás la desconfianza. Ha llegado el tiempo de romper con el miedo; ese acuerdo entre cobardía y consciencia que ofrece muy poco. Ha llegado el tiempo de plantar nuevos valores en esta tierra de ensueño, es este el tiempo en que debemos aprender a creer en nosotros; nosotros mismos, nosotros familia, nosotros ciudad, nosotros estado…nosotros nación.

Este es el tiempo de ir al encuentro de nuevos caminos, dejemos de esperar que otros hagan lo que todos tenemos que hacer. El cambio en nuestro país no va a venir por nuestros gobernantes, tampoco va a venir de nuestros empresarios, el cambio tiene que venir de la sociedad civil; no con palos ni picos, ni resentimientos. Hagamos el cambio mirando hacia adelante, trabajando juntos, promoviendo nuevos valores; la confianza, la lealtad, .la honestidad y el amor a la nación.

25 abr. 2010

Está Ustee hablando con la persona Señoor!!!


Hace unos años, estaba descansando un fin de semana en mi casa tranquilamente, cuando escuché que alguien llamaba a la puerta, inmediatamente fui a ver quién era. Al abrir la puerta me encuentro con un proveedor del negocio que venía a reclamarme porque no le habían pagado el día anterior. Sorprendido de que estuviera ahí, de una manera poco cordial le dije que yo no atendía cosas del negocio en mi casa, que si era tan amable lo podíamos ver en el negocio el lunes siguiente.

Como soy de mecha corta, al cerrar la puerta ya estaba yo furiosooo e inmediatamente me dirigí al teléfono a marcar a la caseta de vigilancia para reclamar ¿por qué habían permitido el acceso a esta persona sin mi autorización?... después de sonar tres o cuatro veces el timbre, alguien me contesto…

Caseta de vigilancia a sus órdenes... y sin que pudiera decirme nada más le dije: óigame, alguien dejo pasar a una persona sin mi autorización!!!, me puede comunicar con el encargado de los vigilantes – un poco sorprendido por mi actitud, me respondió – Caseta de vigilancia a sus órdenes. Obviamente su respuesta me desconcertó tanto, que ya no aguante y empecé a reclamarle: cómo es posible que hayan permitido el acceso a alguien sin mi autorización, ¿qué no se supone que están aquí para cuidarnos y no dejar pasar a quien se le da la gana? – mi molestia iba in crescendo a tal grado que... fuera de control le dije – ¿quién fue el pendejoooo que dejó pasar a alguien a mi casa sin mi autorización?

Está Usteee hablando con la persona Señooor!!!

– me respondió completamente asustado-¿ Con qué personaaa, carambaaas? – repliqué más sorprendido que enojado -, Pues con la persona que Usteee dijo Señor – y casi sin poder aguantar soltar la carcajada, le comenté – bueno, tengan más cuidado para la próxima y colgué… riéndome de su actitud y la mía.

Qué curioso…cómo son las gentes sencillas de nuestros pueblos latinos, siempre de la mano de lo simple, sin complicarse demasiado la vida, completamente integrados a la tierra y al aire del campo… libres hasta en su vocabulario, sin palabras complejas y mucho menos pensamientos. Expresándose muchas veces sin entender el sentido de las palabras, mezclando las ideas y confundiéndonos a los que nos sentimos más preparados.

Quizas, todo este aire de inocencia no sea más que el manto con el nos ocultan su libertad, que a fuerza de sencillez los mantiene cerca del cielo, compartiendo con la naturaleza sin complicarse; como pájaros buscando la rama de un árbol grande al caer el sol. Volando bajo; ocultando su sabiduría al glamur de las ciudades. Engañándonos y haciéndonos creer que están; atrasados, sin aspiraciones, presos de la pobreza y la incultura.

Por eso... cuando me preguntan si conozco a alguien que pueda realizar algún trabajo, no dejo pasar la oportunidad para jugar un poco y siempre respondo…

Está Usteee hablando con la persona Señoor!!!

11 abr. 2010

Las herramientas en el trabajo...



Tuvimos la necesidad de cambiar algunas ventanas en la sala de juntas y el sábado por la mañana se realizó el cambio. Estaban los alumineros haciendo algunos barrenos sobre los marcos de las ventanas para fijarlos a la pared, cuando me di cuenta que uno de ellos estaba apretando el brocal del taladro con un desatornillador y un martillo; maltratando el desatornillador y brocal del taladro sin siquiera pensarlo.

Inmediatamente me acerqué y le cuestione que si se daba cuenta de lo que estaba haciendo – me miro y con el rostro completamente sorprendido, me contesto – Sólo estoy haciendo un barreno en la ventana ¿Qué tiene de malo? – El barreno no tiene nada de malo le conteste – lo que tiene de malo es que estas trabajando deteriorando tu herramienta, lo cual te va a impedir seguir haciendo tu trabajo con el mismo nivel de eficiencia. Te estás disparando en la mano y ni siquiera te estás dando cuenta de ello!!!

Ese día, tal vez porque no estaba inmerso en el trabajo, fue muy fácil para mí detectar el problema y mandar pedir una llave de brocal para que no se siguiera maltratando el taladro. Pero… cuantas veces realizamos nuestro trabajo con la misma ignorancia del aluminero y usamos las herramientas que tenemos a nuestro alcance sin cuidado. O cuantas veces usamos la herramienta equivocada para realizar nuestras labores.

Muchas veces por no gastar, dejamos que nuestras herramientas de trabajo se anquilosen, haciendo que nuestro trabajo sea cada vez de menos calidad, cuidando el flanco de los centavos y dejando libre el flanco de los pesos; volviendo al negocio vulnerable, ineficiente, poco competitivo. Siempre atrapados en el miedo a invertir, dejando pasar las posibilidades de estar en la vanguardia; creando, luchando, trabajando en equipo para hacer que las cosas sucedan de manera natural.

Hace poco... a raíz de que estamos haciendo un desarrollo de una red social en Internet, contratamos un enlace E1 para nuestra empresa; que no es otra cosa que un enlace de fibra óptica para la nube. Sin saberlo, las posibilidades de comunicación crecieron tanto que ahora estamos pensando en otros proyectos; como lo es el de telefonía IP y videoconferencia, por citar algunos. Sin duda el uso correcto de las herramientas expandirá posibilidades en tu negocio o actividad.

Para mí, si queremos salir adelante los latinoamericanos, debemos romper la inercia de trabajar sin pensar y analizar de que manera las podemos hacer mejor las cosas; creando procedimientos y después sin pretexto herramientas para medir lo que estamos haciendo, sólo midiendo lo que hacemos es como podremos ir mejorando. Cuesta mucho ir contra nuestra idiosincrasia, pero de verdad las posibilidades de crecimiento y desarrollo se potencializan en cuanto estamos al acecho de las oportunidades.

3 abr. 2010

Jesús y la iglesia...


Este jueves con motivo de la semana Santa nos quedamos haciendo sobremesa un buen rato, por razones obvias el tema de la religión estaba rondando la mesa; al acecho de las ideas, esperando el postre para tomar el lugar e invadirnos con su aire de polémica que invariablemente se derramó sobre todos… y empezó la discusión!!!

Como siempre… discutíamos sobre la iglesia, unos decíamos que no se ha renovado y ha permitido que su estructura se debilite, dejándola al borde del abismo; atrapada entre la ambición y la fe, el castigo y el cielo. Otros decían que no hemos comprendido el verdadero mensaje de la Iglesia y que por eso nuestro juicio era sin elementos, por lo tanto no deberíamos de hablar sobre lo que no conocemos. Por supuesto que todo esto ocurrió con más decibeles que los que normalmente tenemos en casa.

Qué curioso… siempre que hablamos de religión, nos envolvemos en la bandera de la verdad y tratamos de cambiar los conceptos de los demás, con tanta autoridad como el mejor de los pastores; escuchando sólo nuestra voz, cerrando los oídos a las creencias de todos y enseñando como si el espíritu Santo nos hubiera iluminado y nos hubiera ordenado salir al encuentro del mundo a predicar la verdad.

Que difícil dejar de lado los prejuicios y romper el silencio, afortunadamente en esta ocasión, el lápiz está de mi lado y no hay nada que nos impida ir adelante con los pensamientos. Debo aclarar que lo que pienso y siento es sólo el reflejo de mi verdad... no pretendemos ni el lápiz ni yo evangelizar a nadie, simplemente queremos exponer algo de lo que hemos aprendido a base de caminar; de avanzar, de equivocarnos, de caernos, de levantarnos y seguir adelante buscando la verdad…

Para mí la religión y la Iglesia son cosas separadas… la iglesia es sólo un instrumento de consciencia que el hombre creó para estar cerca del Patrón, es la escalera que usamos los hombres para llegar al cielo y acercarnos a Dios, pero no es el cielo. La Iglesia debe ser la promotora de llevarnos al Jefe, dejando la lucha irrelevante de interpretaciones que nos ha dividido en religiones y sectas; perdiendo el camino entre los puntos y las comas de los grandes libros. Debe adaptarse a los requerimientos de los tiempos, haciendo un verdadero puente entre la tierra y el cielo; sin importar ideologías ni el número de seguidores. Este es el tiempo de romper los dogmas uncidores, es el tiempo de unirnos todos los hombres como hermanos en el camino para acercarnos a Dios.

De la religión creo que… más que una actividad aislada de Domingos en nuestras vidas, debe ser el centro de nuestro movimiento; en la relación, en el trabajo, en el deporte, en todo lo que hagamos debemos dejarnos envolver por lo que creemos y nos mueve. No importa en quien creamos, pues seguramente en el cielo todos son uno con Dios.

Yo me declaro Cristiano, verdaderamente creo que Jesús es el hijo de Dios, para mí su mensaje es suficiente para saber por donde quiero caminar, luchando por ser cada día mejor, tratando de seguir su ejemplo; cayendo y levantando, pero siempre luchando por ser congruente para estar cerca del Patrón.

19 mar. 2010

Cuando lleguemos con el Señor...me imagino que...



Cuando el corazón se funda con el alma...
Saldré al encuentro del Universo a buscar al Señor
Para decirle lo que soy y lo que pienso.
____________________________________________________________________


De la reflexión del padre Chinchachoma sobre el juicio final en donde todos nos salvaremos, me pongo a pensar y digo...

Siempre me pareció incongruente la imagen que forjaron en mi de niño de cómo será el día del Juicio Final, de cómo llegaremos a entregar cuentas de todo lo que hicimos o dejamos de hacer ante el Señor. Aunque en el fondo del corazón nunca estuve de acuerdo con lo aprendido; la sumisión y obediencia a los mandamientos me tuvieron atrapado algunos años con su manto mágico de eternidad y castigo.

Nunca me había atrevido a reflexionar que todo este acontecimiento podría suceder envuelto de alegría y felicidad. Tal vez, porque hemos sido tan bombardeados con prejuicios donde difícilmente el alma encuentra salida para la reflexión; siempre atrapada entre la culpa y el castigo, que no nos queda más opción que la sumisión. Y bueno, si además de eso le agregamos que no es un castigo cualquiera eeeehhhh, es un castigo eternoooo!!!. NO MANCHEEES, no hay ni para donde hacerse.

Pero ahora me imagino que las cosas no son como las plantaron en el corazón, con raíces tan grandes que atraparon el alma, a merced de costumbres y prejuicios. Ahora…me imagino que cuando el Señor nos tienda su mano y tengamos que dejar este maravilloso mundo de belleza e inconsciencia, las cosas serán diferentes. En lugar de una sala de juicio, me imagino entrando a un gran espacio de energía en donde cada uno de nosotros seremos los festejados, acompañados por supuesto; de nuestros familiares, nuestros amigos y hasta nuestros enemigos; porque ese día será el día de la paz.

Me imagino que después de saludar a todos, estará el patrón esperándonos con los brazos abiertos y nos dirá lleno de alegría: Cómo te fue hijooo? Ven siéntate conmigo y cuéntame todo lo que hiciste y lo que se quedo pendiente.

Y sin miedo al fuego eterno o cualquiera de esas cosas que en esos momentos nos parecerán absurdas…con el corazón lleno de alegría por estar con el jefe, empezaremos a contar lo mejor de nuestras vidas, los recuerdos alegres de todo lo que vivimos y algunas veces sin lugar a dudas…platicaremos lo que se nos fue de las manos; más que como un lamento, lo contaremos como algo que pasó y que es parte de nuestro camino. Del mismo modo me imagino y no puedo dejar de imaginar que también nos dirá; cuéntame ¿Qué fue lo que más te gusto de la tierra? – después de reflexionar un poco le diremos – todo señor, absolutamente todo era hermoso, aunque muchas veces no me alcanzaron los ojos ni el corazón para disfrutarlo, absolutamente todo era hermoso…

Después de contar toda nuestra vida, de poner en la mesa los dones y pecados, el señor nos dirá…me llena de alegría escuchar todo lo que has vivido, que bueno que hayas aprendido todas estas cosas, es el momento de festejarlas.

Y me imagino que entre el postre y el silencio nos dirá…de lo que no hiciste no te preocupes; hoy reinicias un nuevo camino y lo empezarás donde dejaste tu corazón en la tierra, pero no debes afligirte, yo siempre estaré cerca de ti. Y felices nos reincorporaremos a la fiesta a seguir festejando nuestro encuentro con el Señor.

Michelle dice...

Yo también imagino que cuando lleguemos frente a Dios Madre y Padre, será un tiempo de descansar, de dejarnos mirar y desbordar por la inmensidad del Amor...
También es cierto que no necesitamos esperar para poner las cartas sobre la mesa, y continuar, o comenzar, con diálogos liberadores que nos hagan HOY intuir que el Reino de Dios esta aqui y ahora, que si bien es cierto que somos bien limitadas/os también somos capaces de Dios, un Dios que nos habita, nos inspira, nos cuestiona, nos confronta, nos acompaña...

Desmontemos de nuestra mente y corazón esas falsas imagenes del Dios castigador... para que demos cabida a una experiencia de misericordia en nuestro cotidiano vivir... Cristo esta Vivo!!!


26 feb. 2010

Orgullosamente Mexicano !!!


Hace unos días recibí un mail con una presentación en Power Point, que resaltaba a cada momento las cosas que hemos dejado de hacer los mexicanos o que hemos permitido hacer a quien no piensa en el progreso del país. En cada página de la presentación se hacia una crítica a nuestra idiosincrasia y terminaba diciendo "Orgullosamente Mexicano". Que nuestro nivel educativo es muy bajo, que tenemos la ciudad más insegura del mundo, que contaminamos irracionalmente…

Siempre me cuestiono ¿ En donde aprendimos a vivir quejándonos de todo nuestro entorno, sin tomar ninguna acción que no sea criticar?, tal vez el dolor de la fusión de la grandeza de nuestra cultura con la española fue tan grande, que nuestro corazón quedo partido y así hemos caminado por casi quinientos años; caminando desconfiados, resentidos y sumisos.

Ahora… seguimos con el corazón partido y el tiempo nos ha dividido; por un lado los que nos que nos sentimos más españoles que mexicanos y por el otro los que se sienten mexicanos pero que no se atreven a mirar de frente, agachados, con miedo al presente.

Los primeros hemos aprendido a avergonzarnos de este lugar y de esta maravillosa herencia que nos dejo nuestro pasado glorioso; nuestros indígenas. Siempre rechazando nuestro origen y todo lo que se relacione con él, siempre dispuestos a ofender o en el mejor de los casos a ignorar a nuestra gente. Engreidos, confundiendo siempre la fuerza y la soberbia.

Del otro lado los colores chillantes, las tradiciones, la mezcla mágica de religiones que nos hacen un pueblo único; con los ritos prehispánicos y la virgen María de la mano, compartiendo la devoción de un pueblo fiel. Caminando entre la fiesta y la inconsciencia, riéndonos siempre de nosotros y la vida, envueltos en el manto de la desconfianza, dejándonos someter... como si trajéramos en la piel las heridas de nuestros antepasados que cayeron en la batalla.

A mí, este asunto de los dos mundos en el que vivimos los mexicanos y los latinoamericanos ya me tiene cansado, me indignan las manifestaciones de inconformidad sin una propuesta de solución concreta. Me molestan muchísimo los gritos al aire perdidos en el viento; sin fuerza, sin esperanza, llenos de dolor. Ya no quiero ni voy a caminar por esos senderos, perdónenme pero ya nooo!!!

Quiero decirle a todos que vivimos en uno de los países más hermosos del mundo, hoy tenemos la gran oportunidad de salir al encuentro de nuestros problemas, no hay nada que no podamos resolver juntos, dejemos de lado nuestro dolor y aceptemos nuestro mestizaje como es, con la riqueza de los dos mundos. Aceptemos que ahora somos tierra y somos fuego, unamos nuestros esfuerzos y salgamos a la conquista de un mejor país, sin pretextos, siempre de frente…como hermanos!!!

Y cuando alguien nos pregunte, respondamos sin ironía desde el fondo del corazón…


ORGULLOSAMENTE MEXICANOOOO!!!


21 feb. 2010

El trabajo en equipo y la consciencia colectiva



Esta semana tuve la oportunidad de participar en varias reuniones de distintas empresas en las que tengo el honor participar, todas con muy diferentes objetivos, cada una con la mirada puesta en distintos lugares; tanto comerciales, como sociales o de vida. Estoy realmente sorprendido de ver cuanta capacidad existe en cada uno de esos grupos de trabajo, estoy rodeado de gente tan creativa, que tiene la capacidad de hacer que las cosas emerjan naturalmente, sin complicaciones, cada día un poco más, sorteando las dificultades en equipo, siempre en equipo.

Tanta creatividad, tanta inteligencia, tanta disciplina…que de pronto creo que el Patrón me ha concedido este regalo de poder trabajar en medio de este huracán de fuerza que siempre va a la conquista de los sueños; sin tregua, sin prisa, sin esperar nada más que nuestro propio esfuerzo, siempre de frente.

Pero…por qué se ha dado este fenómeno en estos grupos de trabajo? Creo que no hay mucho que pensarle, simplemente hemos decidido tomar lo mejor de cada quien y de una manera natural las cosas se han ido acomodando, generando sinergias que nunca me hubiera imaginado que se pudieran dar, cada quien aportando lo mejor que tiene; el ordenado administrando, el creativo desarrollando, el culto hablando… En fin, cada quien encontrando su lugar para poder realizar el mejor trabajo posible.

Otra cosa que ha pasado es que de una manera imperceptible hemos dejado de lado la lucha de reconocimiento personal y ha ido creciendo una consciencia de grupo, de pronto la consciencia del grupo se ha vuelto más importante que las consciencias individuales, permitiéndonos sumar mucho más, muchísimo más que si sólo sumáramos de lo individual. Creo que esto es un asunto que nunca hay que descuidarlo, puesto que la soberbia siempre está al acecho de nuestra condición humana, no en balde tenemos este planeta como lo tenemos.

Ahora creo que en todos los grupos de trabajo existe una capacidad ilimitada de creatividad, que podría hacernos romper los límites cada vez más, el problema es que no siempre conseguimos dejar de lado los intereses particulares y nos perdemos en una lucha de poder vana, donde todos pierden. Debemos de estar atentos en nuestros grupos para ver que todos estemos trabajando donde mejor lo hacemos, donde verdaderamente podemos hacer sinergia.

El mundo está en un estado de emergencia o mejor dicho la humanidad está en un estado de emergencia, si no logramos quitar el velo de la soberbia y miedo a la consciencia individual y convertirla en consciencia colectiva, tarde o temprano, de una manera natural seremos desechados de este maravilloso lugar… este es el tiempo de que todos salgamos sin miedo juntos al encuentro de nuestra permanencia en la tierra!!!


7 feb. 2010

La mentalidad derrotista de Vince Lombardi



Por Enrique Bores

Escuchaba el día de ayer mientras iba a casa a un locutor mencionar la famosa expresión del desaparecido entrenador de futbol americano Vincent Lombardi: “ganar no es lo más importante, es lo único”. Continuó citándolo con expresiones respecto a que el segundo lugar es el primer perdedor, del segundo lugar nadie se acuerda y que lo que ha hizo grande a su país, Estados Unidos, es esa mentalidad ganadora.

Intuitivamente sabía que el mantener una mentalidad así tiene consecuencias muy negativas tanto para quienes la sostienen como para aquellos en su entorno; pero no alcanzaba a articular cómo ni por qué. Me acordé de cómo desmentí alguna vez la declaración en torno a que sólo se recuerdan a los primeros lugares; por ejemplo, todo mundo en México sabe que Vicente Fox ganó las elecciones presidenciales del 2000; pero muy pocos recordarán quién es Francisco Labastida, quien quedó en segundo lugar. Pero para cada ejemplo hay siempre un contra ejemplo; ¿quién habrá sido el primero de la clase en el grupo del niño Alberto Einstein?

Fue hasta en la noche que sentado en el sillón de mi dentista, viendo un programa del Discovery Channel intitulado “Pacífico Sur”, que pude ver de manera más articulada los peligros de la mentalidad de competencia. Durante el documental se presenta la historia comparada de los isleños de Anuta frente al desastre de la Isla de Pascua.

Anuta es una pequeñísima isla que alberga a la comunidad más remota del océano Pacífico. Con 300 habitantes, la densidad demográfica es de las más altas del mundo. Completamente aislados, sin posibilidad de establecer intercambios comerciales, sus pobladores han constituido una vibrante comunidad que ha permanecido durante 400 años viviendo dentro de los límites de sus recursos. Por ejemplo, al haber muy pocos árboles, las canoas de madera son mantenidas hasta por 150 años. La clave de su sociedad que ha sobrevivido en armonía con los recursos disponibles ha sido el mantenimiento de un gran espíritu comunitario donde todo es compartido y todos trabajan para el beneficio común.

De manera contrastante, la Isla de Pascua, conocida por albergar enormes cabezas de piedra que miran al océano, es actualmente una desértica región deshabitada. La isla, de gran tamaño y ubicada en las regiones más inaccesibles del Pacífico, fue en su tiempo un vergel con mayor diversidad animal que las Galápagos y contenía un gran bosque de palmeras. Sus habitantes, los Rapa Nui, tenían una vida fácil y paradisiaca. Así que encontraron tiempo para construir enormes monumentos de piedra, llamados moaís. Las diversas familias competían por construir los moaís más grandes, altos y vistosos, requiriendo para su transportación y construcción de enormes cantidades de madera. Lentamente los Rapa Nui agotaron los recursos de la isla hasta que sobrevino el colapso de su sociedad. Imperó al caos y la lucha hasta la desaparición, no sólo de los habitantes sino de la mayoría de los recursos.

Pareciera que la mentalidad de competencia a la Lombardi, el deseo de superación sobre los demás, el desarrollo económico para aventajar a otros, es una fuerza positiva que estimula el desarrollo. Sin embargo, en el largo plazo las consecuencias para las personas y los grupos sociales son funestas: generan atraso, resentimiento, lucha, destrucción del otro, destrucción de los recursos y colapso de las comunidades.

Vivimos en un mundo que ha endiosado la competencia de tal manera que competimos por tener la casa más grande, el auto más lujoso, los recurso más abundantes; al tiempo que paulatinamente estamos provocando la destrucción tanto del planeta como de los tejidos sociales. La mentalidad lombardiana no es sustentable: está vestida de triunfo pero en realidad es profundamente derrotista: se construye sobre la derrota del otro, que finalmente conduce a la derrota de todos.

Hoy es tiempo de retomar las lecciones de vida en cooperación y auto-sustentable de los Anuti. Dejar de luchar por la “competitividad” del país; para pensar en la sustentabilidad de nuestro mundo. Hoy es tiempo de superar las falacias de la competencia para descubrir las fuerzas de la sinergia.





Anuta 2

Anuta 3

Anuta 4

Anuta 5

30 ene. 2010

Cuanta prisa… hasta los árboles tienen prisa!!!


Una noche cuando mi hijo Alex era muy pequeño, veníamos regresando de la ciudad de México, estaba recostado en los brazos de su mamá y sólo podía ver el cielo o los árboles que íbamos dejando atrás al paso del coche. A mitad del camino, abrazando su mamila nos comentó completamente sorprendido…

Cuanta prisa…hasta los árboles tienen prisaa!!!

Tal vez mi niño hizo ese comentario porque no podía ver la carretera y eso lo hizo perder la referencia del origen del movimiento, confundiéndose a tal grado que llegó a la conclusión de que todo lo de afuera tenía prisa.

En las mañanas cuando me dirijo al club, invariablemente me integro a un torrente de coches donde todos nos dirigimos con toda prisa a nuestros lugares de trabajo o de diversión o tal vez a la escuela, siempre a toda prisa. Qué no será que hemos perdido la visión de la carretera y ahora de una manera imperceptible estamos confundidos con el origen del movimiento y en nuestra ceguera nos comportamos con tanta prisa; corriendo sólo por correr, llegando sin llegar, de la mano de la insatisfacción, corriendo con todos para no quedarnos solos, huyendo de nosotros mismos…

Hace poco tuve un sueño en el que la muerte apareció en escena, haciéndome sentir lo frágiles que somos y lo poco conscientes que estamos de ello. Por supuesto que esto sacudió los sentimientos, cuestionándome por todas las cosas que vamos haciendo sin pensar, que nos van dejando a la deriva, perdidos, confundidos entre el miedo y los sueños, preguntándome…

Siempre vamos aprisa… y a dónde eeehhh???

Cual es sentido de ir corriendo entre la gente, con toda la gente, para llegar a cualquier parte o para ser los primeros… los primeros de qué?? Si lo único que tenemos que hacer es ir disfrutando las cosas, sin toda la parafernalia que hemos creado sin darnos cuenta y que ahora nos tiene presos en nuestra propia cárcel, impidiéndonos disfrutar la vida a nuestro paso, saboreándola con todas sus locuras.

Salgamos del torrente por un momento y observemos como todos vamos corriendo muchas veces sin ningún sentido, démonos la oportunidad de buscar en la tranquilidad nuestros anhelos para alcanzar lo que verdaderamente queremos ser...


24 ene. 2010

La hija de unos hippies...



Por Laura Elena Gasca

Hace algún tiempo empecé a ver muchos de los conflictos fuertes de la gente de mi edad, y me di cuenta que no eran cosas que vinieran de ellos, venían de creencias de sus padres, abuelos o la sociedad misma. En ese momento yo trabajaba algo similar en la terapia, y un día platicando con Sara mi amiga le dije... pienso que mientras más libres son nuestros padres, para nosotros es más fácil ser libres y si encontramos alguien libre con quien estar nuestros hijos estarían mucho mejor.

Las familias tradicionalistas, la sociedad, la clase media alta mexica y sus prejuicios hacen un excelente trabajo alejándonos de la realidad, de pisar el suelo, limitan nuestra capacidad de entendimiento, de comunicación, de percepción y aceptación de todo lo ajeno a las miles de burbujas de prejuicios en las que vivimos atrapados. Lo mas triste es que muchas no son nuestras pero aprendemos el patrón de vivir encerrados y nosotros a la vez creamos más de estas, limitándonos cada segundo más.

Toda esta reflexión se hace más grande cuando llego a Barcelona y mis compañeras de piso tienen problemas grandes por situaciones de esta índole, y me hace pensar que suerte he tenido!!!! ¡¡¡¡caí en blandito!!!...

Tener una mamá que tocaba el bajo en una banda y un papa traía un honguito colgado del cuello y un afro, es lo mejor que me pudo haber pasado, cuando a sus 50 años siguen intentando cambiar el mundo, se me hace lo máximo, me llena de orgullo, cuando puedo hablar con mi abuela y decir mil peladeces y ella no me interrumpe para regañarme porque está escuchando lo que hay atrás de todo eso, pienso que solo puedo dar gracias, y trabajar por que esta sensación que tengo de libertad, gratitud y responsabilidad se esparza en el mundo.

Ahora puedo estudiar una segunda carrera más hippie que la primera y hacer biodanza, pintar, ser lo que quiera ser y mas importante no ser lo que la sociedad esperara de mi y sentirme bien al respecto, porque siguen ahí interesándose, apoyándome y respetándome.

Es un privilegio enorme ser su hija!!!