La puerta del cielo II



No es que crea que el cielo tiene dos puertas eeehhh!!! sino que las ideas no han dejado de rondar por donde camino, interrumpiendo en las mañanas cuando el sueño a dejado su espacio al despertar, diciéndome que el choro de romper las dicotomías se quedo inconcluso, que ha quedado demasiada tinta en la pluma para seguir tejiendo reflexiones que pudieran derramarse en el papel promoviendo la consciencia. 


Y es que entre más exploro que las cosas no están separadas, voy encontrando veredas tan increíbles que no dejan de sorprenderme, a tal grado, que se vuelve difícil poder plasmarlas en el papel, como si estas se tuvieran que ir descubriendo solo y no pudieran compartirse o por lo menos no tan fácilmente... como si cada quien tuviera que encontrar la vereda de su tiempo y de su espacio... 


Pero por otro lado, creo que si uno piensa alguna cosa es por que ya está en el aire... y si está en el aire, es algo que es de todos y ya no tiene ningún sentido mantenerla escondida, porque las fuerzas de la naturaleza lo van a derramar en cualquier lugar, en cualquier pensamiento, en cualquier reflexión; sin restricciones ni prejuicios, buscando de una manera natural que se siga promoviendo el progreso.


Y en esto de partir diferencias, me encuentro con esta lección que vivimos en familia a cada momento... Mi gorda que es una de las mujeres más caritativas que conozco, siempre que puede o mejor dicho siempre que se le atraviesa un viejito, esté o no esté pidiendo limosna, sin pensarlo saca un billete y se lo da sin cuestionarse nada. Como siempre le reclamo que no puede dar el dinero así como así, ha desarrollado una técnica especial para doblar billetes o esconder monedas sin que me de cuenta. Lo que no sabe, es que yo también he desarrollado una técnica especial para saber de cuanto es el billete con sólo sentir su mano o ver sus ojos.


Pero... más allá de saber de cuanto es el billete o de si se quiere ir al cielo con mi lanaaa, está el aprendizaje tan importante que nos ha dejado esto de fundir nuestra caridad con nuestro trabajo, que es entender que el verdadero valor del dinero es compartirlo, no tiene sentido caminar cuidando el dinero como si se nos fuera a acabar... hay tanta gente que se le acabo la esperanza de una vida digna mucho antes de nacer, que realmente todo lo demás se vuelve irrelevante. Todos podemos fundir la fuerza del dinero con la fuerza de la caridad, creando una mágica combinación de bondad y progreso.


Y en la religión... qué pasaría si encontráramos un punto donde todas las creencias cupieran en un mismo lugar, incluso las de los que no creen en nada ni en nadie. Qué pasaría si todos tuviéramos oídos para escuchar y tratar de entender el sentido de vida de los demás; de los religiosos, de los creyentes, de los fanáticos, de los agnósticos, de las sectas, de las religiones. Seguramente coincidiríamos en que lo importante es como vivimos y no que predicamos, todos caeríamos en la cuenta de que ahí está la verdadera religión donde se funden todos los Dioses en uno sólo!!! 


Y si pudiéramos romper con las diferencias tan grandes que se dan entre los sexos, que sucedería si decidiéramos romper con las tendencias de machismo o feminismo, donde cada quien jala para su lado sin pensar en el otro. Que pasaría si decidiéramos encontrarnos al centro desbaratando los polos, donde la fuerza y la ternura pudieran convivir naturalmente como si fueran una sola cosa. Me imagino que si eso se diera; los hombres no tendríamos porque ser machistas, ni las mujeres feministas y en ese encuentro cada quien asumiría su sexualidad plenamente; encontrando la armonía entre los sexos, al grado que ya no tendrían ningún sentido ni las polaridades ni las desviaciones. Y entonces ya nada impediría una entrega plena, y como diría el Hombre bicentenario... hacer el amor sería como subir al cielo, ver al Jefeee y luego regresar!!! 


En fin, por donde caminemos, siempre está la oportunidad de partir las diferencias, en donde no hay lugar ni para la soberbia ni para el miedo. Siempre hay un lugar para la reflexión de fluir al centro de las cosas, donde según yo... esta la puerta del cielo y el encuentro con el Patrón!!!



2 comentarios:

  1. Anónimo says

    agradecer y agradecer,el que compartas este mensaje; pero no me queda mas que felicitar a tu gorda...al parecer .. posee.. una sabiduria universal.pues tiene claro que el universo, la tierra, la naturaleza en si, es un bien comun, que le pertenece a UNO y a todos.Como podria vender o comprar, algo que es de todos.Por esto , desde los inicios de los tiempos, ha existido el trueque. porque cada ser aporta algo, para el equilibrio universal. asi tenemos nada y tenemos todo,lo que realmente necesitamos para la existencia.
    HOMBRES Y MUJERES, somos seres HUMANOS, ambos tenemos un cerebro,con dos hemisferios.ambos somos un todo, si lo somos...por
    que conformarnos con el medio, buscamos la media naranja..... por eso el desequilibrio.Si tenemos una naranja que se une a media naranja= desequilibrio desarmonia.Si se unen dos medias naranjas
    igual a medicridad, y se conformarian y se acostumbrarian a serlo, seria la normalidad,la naturaleza es sabia, creo NARANJAS y si buscamos la media, la podriamos encontrar? por eso estamos frente a un mundo de mediocridad, porque nos han mantenidos convencidos, que somos medios, por el ansias de poder.Si el hombre se convenciera, que es naranja,lo asumiera y funcionara como tal. la humanidad seria una armonia de amor luz y paz.gracias por recordarnos que debemos ser naranjas.
    felicitaciones, por nacer.gracias por hacernos reflexionar, para que podamos llegar al NARANJISMO universal. mil bendiciones.


    Luis Gasca Dominguez says

    Gracias a ti por compartir y por tus bendiciones, muchas gracias.